fbpx
 

¿Cómo cuidar una piel grasa?

Cómo-cuidar-una-piel-grasa

¿Cómo cuidar una piel grasa?

¿Sabías que la piel grasa es más resistente, fuerte y tiende a envejecer menos que la piel seca?

A pesar de que las pieles grasas o seborreicas resisten mejor al paso del tiempo, también son una de las que más cuidados necesitan para combatir poros dilatados, marcas y/o flacidez.

En este artículo vamos a resolver todas tus dudas acerca de cómo cuidar la piel grasa, qué necesidades tiene este tipo de piel y qué productos te pueden ayudar a mantenerla más hidratada y protegida.

¿Cuáles son las características de una piel grasa?

La piel grasa se caracteriza por la acumulación excesiva de sebo en la epidermis provocando factores como:

  • Brillos, ya que contiene mayor proporción de grasa que de agua
  • Acné
  • Zonas amarillentas
  • Picor y/o enrojecimiento de algunas zonas

Teniendo en cuenta estas características, vamos a recomendarte un cuidado facial higiénico que podrás incluir en tu rutina de belleza coreana. De esta forma, conseguirás una piel más sana en el tiempo.

¿Qué necesidades tiene una piel grasa?

La piel grasa necesita sustancias emolientes con mayor contenido en agua que en grasa. También es primordial prestar especial atención a su higiene para así evitar la obstrucción de poros, la probabilidad de infección de los mismos y consecuente aparición de granitos.

Además, la utilización de productos adecuados para el cuidado de tu piel te ayudará a regular la producción de sebo. Este es el eje fundamental para mantener una piel grasa sana.

Una limpieza en profundidad de la piel grasa te aportará beneficios y un aspecto más saludable a tu rostro. Te aconsejamos que te realices una limpieza completa con extracción de comedones cada seis meses y siempre en un centro especializado de confianza.

Rutina de cuidado facial para piel grasa

Una piel cuidada es la base de una piel bonita, pues no se trata de tapar las imperfecciones, sino de tratarlas desde el interior. Para ello, hay que elegir los cosméticos apropiados.

¿Cómo cuidar la piel grasa? Como ya te comentamos anteriormente, mantener limpia una piel grasa es primordial para evitar la obstrucción de los poros y consecuencias derivadas de ello.

Por eso nos gustaría recomendarte algunos productos para piel grasa de la cosmética coreana que te pueden ayudar en tu rutina de belleza.

Dentro de la cosmética coreana puedes encontrar ingredientes tan efectivos y naturales como: centella asiática, árbol de té, aloe vera, flor de loto, algas, ginseng, bambú, ácido hialurónico o caléndula, entre muchos otros que te aportarán todo lo que necesitas:

  • Limpiar y exfoliar una piel grasa

Para comenzar, deberás realizarte una doble limpieza que consistirá en aplicar un limpiador de base oleosa y otro de base acuosa como te explicamos a continuación.

El limpiador de base oleosa te ayudará a retirar los restos de maquillaje y cremas.

Un limpiador como el Gentle Black Deep de Klairs tiene un gran poder de penetración en el poro y se encarga de retirar con precisión las impurezas, previniendo así la formación de comedones.

Este es un paso importante que debes realizar aunque tu piel sea grasa.

Por otro lado, para el limpiador de base acuosa te aconsejamos que utilices uno en formato espuma o gel indicado para tu tipo de piel.

Por ejemplo, el limpiador facial de Dr. Oracle A-thera cleansing foam está indicado para pieles grasas y sensibles con tendencia acneica y contiene ácido salicílico (BHA) y aceite de árbol de té.

Te recomendamos que, además, utilices un tónico, que aparte de equilibrar el ph de tu piel, contenga ácido BHA (ácido salicílico), como por ejemplo el tónico Aloe Bha Skin de Benton.

Este tipo de ácido penetra en el poro, ablandando el exceso de grasa del interior y limpiándolo en profundidad. A nivel más superficial, exfolia las células muertas. Los poros se afinan y la piel recupera uniformidad y tersura.

En casa, tras realizar la doble limpieza, procede a exfoliar tu piel utilizando mascarillas exfoliantes de un solo uso indicadas para tu tipo de piel.

Puedes también optar por un exfoliante físico de arrastre a base de arcillas como la bentonita o caolín que absorben el exceso de grasa en la piel.

Te recomendamos también el gel exfoliante con ácido BHA, extremadamente delicado con la piel y enriquecido con ácido hialurónico, ceramidas y extractos de crisantemo, que aparte de exfoliar la piel, le aportan hidratación y protección.

Nuestro consejo es que te realices la exfoliación dos veces por semana.

  • Hidratar y proteger una piel grasa

Tras la exfoliación, no olvides aplicar tónico sobre el rostro y dejarlo absorber.

Si tu piel es muy grasa, puedes sustituir la crema por una loción cuya textura es más fluida y ligera. No es necesario que utilices una crema nutritiva de noche.

Teniendo todo ello en cuenta, la clave para el cuidado de las pieles grasas y con tendencia acnéica, es mantener una rutina de higiene constante:

  1. Usa siempre protector solar.
  2. Por la noche puedes utilizar aceite de rosa mosqueta para tratar las marcas de acné localizadas. Gracias a su poder cicatrizante y despigmentante, tu piel lucirá más unificada.
  3. Utiliza aceite de árbol de té para eliminar los granitos.
  4. Puedes aplicar una mascarilla hidratante y reparadora especialmente indicada para pieles grasas o acneicas cuando notes que empiecen a salir granitos en tu piel.
  5. Ten en cuenta que una piel grasa necesita también hidratación.

Siguiendo estas recomendaciones conseguirás tener una piel más sana e hidratada con el cuidado que se merece.

Si además te gustaría, mejorar o recuperar el aspecto juvenil del rostro, la medicina estética ofrece multitud de soluciones innovadoras.

Una de las características que mencionamos con anterioridad sobre la piel grasa, es que cuando envejece, al ser más gruesa, tiende a presentar mayor flacidez.
Para este aspecto, existen tratamientos dentro de la medicina estética menos invasivos, como la infiltración de ácido hialurónico y más duraderos, dentro del campo de la cirugía, como el lifting facial.

Puede que te interese saber más sobre “Lifting facial para el rejuvenecimiento ¿con o sin cirugía?”

Te recomendamos que te pongas en manos de un profesional acreditado y experimentado para conseguir los resultados que buscas. Un cambio estético, por pequeño que sea, no es una cuestión de precio, sino de calidad y satisfacción.

 



1

Pin It on Pinterest